en Reflexiones,Sin categoría

Frutos positivos.

Ante cualquier experiencia que te traiga la vida, intenta ver qué puedes aprender de ella. Qué puedes aprender para poder mejorarte a ti mismo. Cualquier experiencia nos hace crecer. Puede que al principio no lo percibamos, sobre todo si se trata de una experiencia dolorosa, pero el tiempo casi siempre nos hace sentir que fué así. Una nueva experiencia nos puede hacer ver nuevos horizontes, nos puede hacer valorar nuevas cosas, nos puede hacer descubrir capacidades y recursos que nunca pensábamos que teníamos. Las experiencias aparecen en nuestras vidas, y si nosotros así lo elegimos pueden abrir nuestras mentes a nuevas posibilidades y darnos frutos positivos.

Marisa Navarro